Ingresar

 

UNA DERROTA QUE DUELE
  • 0
    Me gusta
  • 37
    Comentarios
  • 3566
    Vistas
14/04/2018 - 22:18
UNA DERROTA QUE DUELE

"Nos están costando los arranques”, dijo Coudet luego de recibir un gol antes de los primeros diez minutos frente a la U de Chile como visitante y empatar ese partido. En la noche del sábado ante Defensa y Justicia, ese déficit volvió a generarle un dolor de cabeza al entrenador. Porque a los dos minutos del primer tiempo, Schlegel patinó y el Cuqui Márquez quedó mano a mano con Musso. Definió por encima del arquero y puso el 1 a 0. Todavía ni siquiera había partido, y Racing ya estaba abajo en el marcador. 

 

Pese a recibir una trompada, la Academia comenzó a buscar el partido aprovechando la verticalidad de sus hombres de ataque. Con envíos largos a los pivoteos de Lautaro Martínez, Racing consiguió generar peligro, aunque Defensa y Justicia siempre amenazó a la defensa académica, que con muchos nombres alternativos, nunca logró asentarse. A los 16 minutos llegó al empate, a cargo de Ricardo Centurión, que capitalizó un rebote que dio Unsain a un zurdazo de Lisandro López. 

 

Con pocas llegadas más, finalizó un primer tiempo partido en cuanto al dominio. 

 

El arranque del segundo tiempo fue como un dejavú. Porque nuevamente, al minuto de juego, el Halcón llegó a la puerta del área con mucha facilidad y poca oposición. Pochettino remató fuerte y Musso dio un rebote que no fue tan esquinado como él hubiese deseado. Almeida entró solo por la punta izquierda y definió contra el palo para poner el 2-1. 

 

El entrenador de la Academia comenzó a mover el banco. Entraron Nery Domínguez por Neri Cardozo y Zaracho por Martín Ojeda. Y a partir de estos cambios, Racing comenzó a tener más la pelota y a llegar con más peligro al área rival. Luego, Mansilla ingresó por Meli, y a partir de una jugada iniciada por el Mono, llegó el empate. Combinó con Lautaro, que la dejó de primera para Centurión que entró en libertad por la punta izquierda del área y definió por encima de Unsain llegando a la media hora de la segunda mitad. Y parecía que Racing estaba para ganarlo. Porque dominaba el partido y un nuevo gol de Ricky significaba un envión anímico. Pero nuevamente apareció un desacople en la primera línea académica y Tijanovich pudo poner un centro desde la izquierda que cayó muy cerca del travesaño, generó dudas en Musso que manoteó la pelota y la terminó dejando adentro de la cancha, facilitando que Kaprof entre al área a convertir el tercero a los 32 del complemento. 

 

Lo que le restó al encuentro fueron momentos de poco brilló, sin lucidez para elaborar juego ante un rival completamente replegado. Con varios cambios en cancha, Racing sufrió. No pudo ser ese equipo que suele generar numerosas situaciones de riesgo y mostró una primera línea tan endeble que preocupa. Fue 2-3 y se complicó la clasificación a la Copa Libertadores 2019.

NOTICIAS RELACIONADAS
COMUNIDAD COMENTARIOS
Enviar respuesta
Cancelar
37 Comentarios
NOTICIAS RELACIONADAS